Traumas emocionales

E1E5BD9A-F050-4BAC-BCD1-3C6E08C8630CSegún la psicología moderna la resiliencia es la capacidad de las personas para sobreponerse al dolor y a las situaciones adversas de la vida, en muchas ocasiones, bastante extremas y adaptarse a ella con el fin de pensar en un futuro mejor. Todos los seres humanos hemos vivido a lo largo de nuestra vida alguna experiencia traumática y a pesar de ello, el dolor se convierte en una virtud.

Sí, y lo que a priori es una desventaja algunas personas lo transforman en habilidades sociales, en un sentido de su vida y en una inteligencia emocional mucho más desarrollada.
Ser resiliente no significa no sentir malestar, dolor emocional o dificultad ante las adversidades, sucesos que tienen un gran impacto en las personas, produciendo una sensación de inseguridad, incertidumbre y dolor emocional. Aún así, las personas logran, por lo general, sobreponerse a esos sucesos y adaptarse bien a lo largo del tiempo.
El camino no es fácil, implica un considerable malestar emocional, a pesar del cual las personas sacan la fuerza que les permite seguir con sus vidas frente la adversidad o la tragedia. Pero, ¿cómo lo hacen?
Creo firmemente que cuando te ves obligado a luchar aparecen capacidades que creías escondidas. Todos poseemos mucha más fuerza y valor de lo que pensamos, tendemos a infravalorar nuestro potencial. El ser humano puede con todo porque es algo inherente en él. En la vida hay muchas cosas que no puedes cambiar y lo mejor es adaptarse a ellas. Entiendo que una persona que haya sido víctima de abusos sexuales, de atentado terrorista, de un secuestro o tortura, o incluso nosotros, con una enfermedad grave por poner sólo unos ejemplos, pueda sentir odio y resentimiento hacia sus verdugos o a la vida misma pero, es el mismo instinto de supervivencia el que impide albergar esos sentimientos tan dañinos. El deseo de venganza sólo genera inestabilidad emocional y angustia. Y creo que el común denominador de todos ellos es que por encima de todo, no iban a permitir que les robaran los más preciado, la felicidad .Nadie se merece el honor de ser dueño de nuestra paz interior. Y es ahí donde radica la fortaleza de cada uno no ceder a nadie la capacidad de herir. Lejos de adoptar una actitud derrotista o asumir la etiqueta de víctimas que la sociedad les impone; creen que su vida tiene un valor, y que su sufrimiento no es lo que debe quedar claro. Evidentemente esto tiene mucho que ver con la personalidad de cada uno de quienes deciden ser victimas toda su vida, y quienes deciden tirar para adelante, que aunque existan más problemas no los veas como tales, sino como oportunidades. Para comprobar que puedes con eso y mucho más.
Decía Viktor Frankl “Si no está en tus manos cambiar una situación que te produce dolor, siempre podrás escoger la actitud con la que afrontes ese sufrimiento.”. y no puedo estar más de acuerdo con este proverbio, somos humanos, nacemos, crecemos, morimos, pasamos por diferentes etapas y en el transcurso de la vida podemos vencer o perder, en la renuncia podemos torturarnos o liberarnos. Pero cada uno de esos dos propósitos nos pertenece única y exclusivamente a nosotros. Si dentro de nuestro trauma sentimos que tenemos ganas de intentarlo, adelante, para retinarnos estamos a tiempo, para apostar no.
Por eso, es tan importante el estar presente, en el que hoy somos que es lo único que importa. Estamos vivos y hay que vivir la vida plenamente porque cuando la vida por circunstancias que sean te ponen al límite te das cuenta de lo importante que es recoger los frutos que has sembrado, el amor incondicional de tu seres queridos sin duda es un pilar fundamental que te aportan frescura, y alegría. El ser humano necesita de los demás para subsistir.

Estoy absolutamente convencida de que todo ocurre por una causa y que de todo se puede sacar algo bueno, por supuesto que cuesta aceptar las cosas tal como vienen pero cuando lo encuentras, todo cambia y se dibuja una sonrisa en tu cara. Sé que cuesta, a veces nos gustaría sumergirnos en nuestros problemas, y no hablar con nadie pero eso nos crearía más dificultades. Como cantaba Charles Chaplin en Smile sonríe aunque tu corazón esté dolido, aunque esté roto sonríe con tu miedo y dolor sonríe y tal vez mañana tu encontrarás esa vida que aún vale la pea si simplemente iluminas tu cara con alegría.

Concibo que la riqueza de nuestra vida no está en lo que vemos sino en cómo lo vemos. Tendremos mejores o peores cartas pero cada uno elige como jugar la partida y desde luego la victoria se encuentra en experimentar la emoción que significa vivirla.

Andrómeda

Un comentario en “Traumas emocionales

  1. Hola Andromeda
    Qué bonito post…estoy totalmente de acuerdo contigo..hay que ir siempre adelante y disfrutar cada momento..nos caemos y volvemos a levantarnos como sea pero siempre mirando hacia adelante, que la vida es muy bonita. .

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s